Horas extra, ¿qué son y cómo se pagan?

Realizar horas extra en un trabajo es más común de lo que parece y muchos trabajadores no saben cómo calcularlas y cómo se pagan. Por eso, a continuación te explicamos todo lo que necesitas saber sobre las horas extra en España.

Para poder defendernos de una situación en la que no se cumpla con lo establecido en el Estatuo de Trabajadores, lo mejor es conocer y saber cuántas son las horas extra que un trabajador puede hacer en un mes.

Existen casos en los que no está permitido realizar estas horas por el tipo de trabajo que se lleva a cabo y esta información es importante tenerla muy clara antes de hacer horas extras.

Las empresas que no cumplan con el pago de horas extras se enfrentan a sanciones administrativas fuertes. Además, el trabajador también está en el derecho de reclamar el pago de las horas realizadas y no compensadas.

¿Qué son las horas extra?

La jornada ordinaria en España es de 40 horas de trabajo semanales, según lo dispuesto en el artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores. Por lo tanto, cualquier hora que supere esta jornada, se consideran horas extraordinarias.

Estas horas se abonan según lo dispuesto en el convenio colectivo o también lo previo pactado en el contrato individual. Lo importante es que el pago no sea inferior al valor de la hora ordinaria. Es decir, que las horas extras son mejor pagadas que las ordinarias, porque supone un esfuerzo mayor del trabajador.

También existe otra opción de pago que es mediantes tiempos de descanso o días libres. Por ejemplo, si en la semana acumulaste un total de 9 horas extras puedes cambiarlas por un día de descanso para quedar a mano con la empresa. Sin embargo, todo esto se pacta antes de iniciar la relación laboral.

Si las horas extra Estatuto de los Trabajadores se compensan con días libres, entonces las mismas no se computan en la nómina ni se cotizan. Si la empresa no cumple con estas condiciones el trabajador puede reclamar un abono en dinero, pero debe demostrar por escrito que efectivamente las trabajó.

¿Las horas extras son voluntarias?

La empresa no puede obligar a un trabajador a cumplir horas extras a menos que haya un pacto previo en el contrato de trabajo. De lo contrario, son voluntarias y si el trabajador se niega a cumplirlas no debe ser esta situación un motivo de despido.

Siempre y cuando no diga lo contrario en el contrato, por eso siempre se recomienda dejar todo establecido en el momento que se inicia la relación laboral para así evitar este tipo de conflictos.

Además, ten en cuenta que la ley establece que se pueden hacer un máximo de 80 horas extraordinarias al año. Si se sobrepasan estos números esto puede conllevar a una sanción grave como una multa.

Tipos de horas extras

Existen dos tipos de horas extraordinarias, que se pueden dividir de la siguiente manera:

  • Horas extra estructurales: Estas son las que se hacen para solucionar pedidos imprevistos, períodos de punta de producción, ausencias imprevistas, cambios de turno, etc. Es decir son aquellas circunstancias estructurales que se derivan de la naturaleza de la jornada laboral. Son voluntarios a menos que se haya pactado algo distinto en el convenio colectivo o contrato individual y no deben sobrepasar las 80 horas anuales.
  • Horas extras por fuerza mayor: Estas vienen por la necesidad de reparar siniestros o daños extraordinarios, también se ven en los casos de riesgo de pérdida de materias primas. Según lo establecido en el Estatuto de Trabajadores son obligatorias por parte del trabajador, si el empleado se niega podría incluso recibir una sanción. Las mismas pueden pagarse con dinero o compensarse con días libres. No se suman a las 80 horas extraordinarias máximas legales.

El tiempo que invierte el trabajador en el acceso o en la salida del trabajo no se consideran horas extras a menos que invierta en tareas previas al trabajo. Por ejemplo, el cambio de ropa, el aseo a final de la jornada o el traslado dentro del centro de trabajo no se considerarán horas extras.

¿Todos los trabajadores pueden hacer horas extras?

La respuesta a esta pregunta es no, existen dos colectivos que no tienen permitido realizar horas extras que son los menos de dieciocho años  los trabajadores nocturnos.

Los menores de edad no pueden hacer horas extras y si lo hacen se considera una infracción muy grave que conlleva a una multa entre 3.000 y 90.000 euros según la capacidad y tamaño de la empresa.

Por su parte, los trabajadores que hagan horas nocturnas tampoco deben hacer horas extraordinarias a excepción de circunstancias muy específicas, también se considera una falta grave que puede ser sancionada con multas de dinero.

Durante el periodo de maternidad tampoco se debe hacer horas extras, a excepción que sea para prevenir o reparar siniestros o daños extraordinarios.

¿Cómo se calculan las horas extras?

Generalmente, para calcular las horas extras hay que añadir un recargo del 75% al valor de la hora ordinaria, entonces hay que calcular la hora por 1,75.

Por ejemplo, una persona que trabajó sus 40 horas semanales, debe dividir su sueldo entre los días del mes. A su vez, ese resultado se divide en ocho. El resultado final, es el costo de tu hora ordinarias, ya luego solo queda multiplicar el valor de tu hora por los 1,75 que es el recargo de la hora extraordinaria.

Si este cálculo se te complica siempre tienes derecho a consultar con la empresa el cálculo de tus horas extras. Si por algún motivo no recibes la ayuda necesaria, puedes dirigirte a un abogado laboralista, que es experto en estos temas y te ayudará a que se cumpla el pago de tus horas extras. También, aquellas horas extra no pagadas se pueden reclamar con un bono.

¿Cómo se pagan las horas extras?

El Estatuto de Trabajadores establece dos formas en las que se pueden compensar las horas extras, una es el pago en dinero y la otra es canjearlas por horas de descanso.

Si optas por la compensación económica, ten en cuenta que la cuantía no puede ser inferior al de la hora ordinaria. Tampoco puede ser compensable con otras remuneraciones o conceptos.

En el caso, que escogieras la compensación por descanso, el Estatuto menciona que no se computarán estas horas al tope máximo de las 80 horas anuales que se pueden hacer. En el caso que se supere el límite de horas extra máximas, se puede incurrir en una grave sanción que derive multas a la empresa, es muy importante que lleves una cuenta de todas tus horas extras realizadas fuera de tu jornada ordinaria para así cobrarlas de manera correcta.